Mi perro se ha intoxicado... ¿Qué hago?

Mi perro se ha intoxicado... ¿Qué hago?
13 de Oct de 2017   /   En: Blog

Los dueños de perros sabemos cuan curiosos, entrometidos y revoltosos pueden llegar a ser nuestras mascotas. Ningún adiestrador canino puede, ni quiere, cohibir a un perro de esa curiosidad; pero sí que puedes acudir a una escuela canina si tu mascota es extremadamente entrometida y causa problemas en tu hogar.

Por ello, no es de extrañar que en alguna ocasión enreden donde no deben e ingieran alguna sustancia que les intoxique o cause malestar. Si esto te sucede, es muy importante que descubras qué ha ocasionado la intoxicación de tu mascota. Para ello, lo primordial es conocer qué alimentos, sustancias toxicas (como detergentes o material de limpieza) o plantas están a la altura de nuestro perro.

Los síntomas

Para identificar una intoxicación en nuestro animal debemos saber reconocer los síntomas que presentan. Los más comunes son:

- Síntomas nerviosos (convulsiones, rigidez corporal…)

- Síntomas digestivos (hipersalivación, vómitos, diarrea...)

-Síntomas respiratorios (dificultad respiratoria, tos...)

- Alteraciones de la temperatura corporal o hemorragias.

Dejando a un lado la gravedad que presente nuestra mascota, debemos tener claro que nuestra actitud va a influir y condicionar la dificultad de la situación. Es muy valioso que mantengas la calma y que tu mascota no perciba nerviosismo o miedo por tu parte, mantenle tranquilo y el rato será mucho más llevadero para los dos. Recuerda actuar de manera sensata y equilibrada.

Tipos de intoxicación

En cuanto a la fuente de intoxicación, podemos diferenciar intoxicación vía oral, por inhalación, o por contacto con la piel.

- Intoxicación vía oral.

Si sospechamos que la intoxicación se debe a algo que el perro ha ingerido (alimentos en mal estado o en grandes cantidades, plantas tóxicas, raticidas…) puede inducirse el vómito en nuestro perro, siempre y cuando estemos seguros que hayan pasado poco tiempo desde la ingesta (no más de media hora o una hora) y el perro está totalmente consciente. Podrás provocar el vómito suministrando agua oxigenada (de baja graduación) diluida en agua a tu mascota (una cucharada de agua normal por otra de agua oxigenada). Espera 15 minutas entre toma y toma si el perro no consigue vomitar, y no repitas más de dos intentos.

*Importante: Nunca induzcas el vomito en tu mascota si no tienes claro qué ha provocado la intoxicación. Si lo que ha ingerido es un producto corrosivo o tóxico (detergentes, raticidas, veneno para caracoles o insectos, cloro etc) u objetos, el resultado será mucho peor. La expulsión vía oral de estas sustancias harían que los tejidos de nuestro amigo peludo fueran dañados.

- Intoxicación por contacto con la piel.

Si nuestro perro presenta alteración en la piel, hemorragias o alteraciones de la temperatura, es posible que se deba a algún material que le ha causado irritación en la piel o el pelaje. Este tipo de problemas suelen calmarse eliminando la sustancia con baños de agua tibia. Puedes aprovechar, además, para pasar un buen rato con tu mascota, dándole suaves masajes y relajándole.

- Intoxicación por inhalación.

En caso de que el problema sea que nuestro perro ha estado expuesto a olores o sustancias nocivas como amoniacos o fuertes productos, la solución más sencilla es sacar a tu mascota al aire libre y mantenerle allí. Aprovecha a dar paseos y jugar, ayudará a disminuir el nerviosismo que pueda haber sufrido tu mascota y convertirá al vuelta a casa en un proceso más agradable.

Lo más importante…

Esto son sólo pequeños consejos que cualquier educador canino puede ofrecerte. No hay duda de que quien mejor puede ayudar a tu mascota es un veterinario. Si por distancia o medios te resulta imposible acudir rápidamente, lleva a cabo estos consejos y acude en cuanto puedas al centro veterinario. Allí podrás asegurar la salud y bienestar de tu mascota y neutralizar la sustancia que le esté causando daño.

Si tu mascota es un cachorro, un perro mayor o sufre alguna enfermedad puede sufrir aún más las consecuencias de una intoxicación. Debes tener especial precaución en estos casos para evitar problemas más graves.

Recuerda que los educadores de perros pueden ayudarte a resolver cualquier duda, y junto a ellos podrás conocer mejor a tu mascota y disfrutar de vuestra vida en común.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.